1. Vai direttamente al menu principale
  2. Vai direttamente al contenuto
  3. Vai direttamente al menu di destra
Home Descubra la zona Cupramontana Itinerarios en los municpios
Itinerarios Cupramontana PDF Imprimir Correo electrónico

Itinerario 1
En las afueras del antiguo castillo, en una zona apartada, se encuentran dos importantes puntos religiosos que popularmente vienen llamados, “Eremo dei Frati Neri” y “Eremo dei Frati Bianchi” p los colores del hábito de los monjes que las habitaban. Sobretodo la de los Frati Bianchi constituye un impresionante lugar, por el ambiente en el cual se encuentra, que han inspirado algunas poesías de Luigi Bartolini (artista y escritor, autor de “Ladri di biciclette””El ladrón de bicicletas”, Cupramontana 1892 – Roma, 1963).
Sobre el podio que domina estas tierras se encuentra el castillo de Poggio Cupro, donde en su interior aun es posible respirar el aire de otras épocas.

Iglesia de  San Giacomo della Romita
Poco distante de Cupramontana, en los margenes del bosque, viene erigido este priorato monástico camaldulense, llamado también Romitella delle Mandriole. En el 1452 los franciscanos integraron a los Camaldolesi y la iglesia de  San Giacomo viene reconstruida mas veces, la ultima de las cuales entre el 1782 y el 1786. Conserva en su interior un bello altar en terracota esmaltada (1529) de producción local, pero influenciado del arte de los Della Robbia, famosos plastificadores florentinos.
 
Ermita  delle Grotte (o de los Frati Bianchi “Frailes Blancos”)
Llamada así a causa de las grutas excavadas por los eremitas, fue lugar de oración y meditación hasta el siglo XI. Habitado por los Camaldolesi (frailes blancos), la ermita es famosa por ser lugar donde ha estado santos y beatos, entre los cuales destaca  el beato Paolo Giustiniani que en el 1520 puso los pilares para la fundación de la congregación benedictina camaldulense di Monte Corona. Reconocida en el s XVIII, después de un largo periodo de abandono, se recuperó como centro para la recuperación de las víctimas heridas en la guerra.
La ermita se encuentra dentro de una área floral protegida, que gracias a su particular microclima, se conservan especies arbóreas hoy en día raras.

Poggio Cupro
Poggio Cupro es un castillo a pocos quilómetros de Cupramontana, con una con una estructura muraria medieval restaurada a principios del siglo XVI. Encima del arco de ingreso al castillo, es posible admirar el fresco de “la virgen con el niño”.

La iglesia de San Salvatore, del s.XII como el castillo, fue reconstruida en la segunda mitad del siglo XV, mientras que el bonito porta esculpido es del 1516. Siempre del s.XV son el tabernáculo, el baptisterio, y la pila de agua bendita, todos en piedra esculpida, como lo es el fresco que representa a san Floriano, que es la mas antigua de las imágenes del patrón de Jesi. La iglesia conserva también una estatua de madera que representa el “Cristo Morto”, de la primera mitad del s. XVI.

itinerario 2
Saliendo del pueblo y dirigiéndonos hacia Jesi, nos encontramos el lugar de la antigua ciudad romana, de la cual se han encontrado pocos testimonios. Si nos encaminamos hacia Staffolo, nos encontramos un lugar poco frecuentado, la abadía del bato Angelo, oasis de tranquilidad.

Área Arqueológica de Cupra Montana
Fuera de centro histórico, donde se encuentra el actual cementerio, se extendía la ciudad romana de Cupra, llamada Montana, para distinguirla de la ciudad homónima del Piceno  en el mar, hoy en día Cupramarittima. A parte de algunos objetos conservados en el Palazzo Comunale y l poco se conoce de este asentamiento. Los restos de una gran cisterna, probablemente conectada al aqueducto civil, se entrevé en via Bovio, mientras que el cementerio parece edificado encima de las antiguas termas.

Abadía del Beato Angelo da Massaccio
Santa Maria in Serra, este es el antiguo nombre de la abadia, fue un complejo monástico camaldulense surgido en 1180. Adquiere fama en el sigo XV por un grave hecho de crónica negra: el 8 de mayo de 1429 el monje Angelo fue descuartizado en el bosque por los miembros de la secta heretica de los Fraticelli, que en Cupramontana tenían uno de sus puntos fuertes principales. El cuerpo de Angelo se convierte pronto en objeto de culto y peregrinaje, es por eso que la abadía cambió su nombre por el actual. El monasterio ha conservado la estructura original, con muchos elementos románico-gótico que aparecen entre los siglos XII y XIII.
La antigua iglesia fue reconstruida en el 1853. En el interior, además del cuerpo del beato, es visible una notable tela con “Incoronazione della Vergine”, pintada por Pier Francesco Fiorentino en el 1496.

 
 

logo Parco Gola della Rossa e Frasassi

logo Comunità Montana

Logo accessibilità

Logo attestante il superamento, ai sensi della Legge n. 4/2004, della verifica tecnica di accessibilità.